Profesor del IMUS lanzará disco con nueva versión de “Canto para una Semilla” de Luis Advis

El estreno a cargo del académico Nelson Niño se efectuará el sábado 27 de octubre en el Centro Leopoldo Silva de Quillota y contará con la participación del quinteto Lúamar junto a destacados músicos invitados.

23.08.2018

En 1971, el compositor chileno Luis Advis (1935-2004) escribió una obra poética musical basada en las décimas autobiográficas de Violeta Parra que tituló “Canto para un Semilla”. Esta creación se sitúa dentro de una triada de grandes composiciones junto a “Cantata Santa María de Iquique” y “Los Tres Tiempos de América”, todas testimonian la alta calidad de la producción musical chilena de principios de 1970, donde hubo una fructífera relación entre la música académica y las sonoridades latinoamericanas donde también se situaron otros referentes como Sergio Ortega, Gustavo Becerra y Celso Garrido-Lecca.

“Canto para una Semilla” describe la vida de Violeta desde su infancia a muerte, por medio de relatos y canciones basadas en diferentes ritmos del folclore chileno con instrumentos de raíz andina como el charango, el tiple y las quenas junto a otros de origen centro europeo como la guitarra, violonchelo y contrabajo. Fue originalmente interpretada por Isabel Parra e Inti Illimani, quienes efectuaron diversos registros.

A fines de la década de los 80 -cuando era estudiante- el profesor del Instituto de Música de la PUCV, Nelson Niño, junto a un grupo de alumnos desarrollaron el montaje de esta obra que ofrecieron en vivo en el Centro de Eventos que contaba el canal UCV en calle Salvador Donoso y durante el proceso de producción conoció de cerca a Luis Advis, quien les ayudó con algunos detalles del montaje.

“Estuvimos todo el día con él en su casa. Le llevamos nuestra grabación y nos dio varios consejos para mejorar la interpretación. Esta fue la primera vez que un grupo de alumnos de la Universidad ocupó un espacio importante dentro de la temporada de conciertos, sobre todo con un repertorio que no es netamente clásico, sino que más cercano a lo popular”, recuerda.

Antes de morir, precisamente en 2001, Advis efectuó una nueva versión donde hizo variaciones en algunos textos y líneas melódicas, cambió tonalidades y agregó nuevos instrumentos. La edición en partitura fue apoyada por el Ministerio de Educación y se lanzó con pocos ejemplares, permaneciendo inédita a nivel nacional.

Recientemente, el académico de la PUCV se adjudicó la realización de un proyecto de Creación Artística con apoyo de la Dirección de Investigación de la PUCV para grabar, producir y presentar en vivo la versión 2001 de la obra “Canto para una Semilla”.

“Nuestra contribución en el proyecto es ofrecer por primera vez en la historia una versión en audio de esta nueva versión que no ha sido reestrenada públicamente. Por ejemplo, se agregaron líneas para instrumentos que antes no estaban. Se prolongaron los finales de algunos movimientos, hay cambio de tonalidades y velocidades”, precisó el profesor.     

GRABACIÓN EN DISCO

Tres integrantes del grupo que estuvo en el montaje original de 1989, nuevamente participarán en la versión 2018 y se sumaron músicos nuevos, junto a la agrupación Lúamar que es conformada por exalumnos del Instituto de Música de la PUCV y donde participa el profesor Nelson Niño.   

El disco se va a ofrecer en vivo y se obsequiará a los asistentes el sábado 27 de octubre en el Centro Leopoldo Silva de Quillota. La obra dura alrededor de 45 minutos y el concierto se dividirá en dos partes, con temas originales del grupo y luego el álbum de Advis. El registro se hizo en los estudios CDPro de Francisco León.

“Luis Advis tiene el gran mérito de haber sido músico formado académicamente. Estudió en el Conservatorio de la Universidad de Chile, pero venía de la filosofía. Llegó a estudiar desde Iquique y en Santiago pudo reconocer la música latinoamericana a través del sonido y la literatura hispanoamericana, se fue interesando por los ritmos latinos como el bolero y lo conoció en profundidad. Tuvo el mérito de fusionar las músicas populares con las técnicas de composición de la academia tradicional, clásico-romántica.  En sus obras uno escucha ritmos latinoamericanos combinados con sonoridades de clásicos como Schubert, Wagner y otros. Esa fusión que logró es única y fue la inspiración de la Nueva Canción Chilena”, explica el profesor Niño.     

En efecto, la Cantata Santa María es considerada la obra más importante de la Nueva Canción Chilena. Advis, además tuvo un vínculo muy importante con nuestra Doctora Honoris Causa Margot Loyola y musicalizó algunas canciones que le compusieron a ella. También grabaron canciones de 1900 que adaptó especialmente para la voz de la maestra.

Por Juan Paulo Roldán

Dirección General de Vinculación con el Medio