PUCV y CORFO realizan conferencia sobre financiamiento y contratos tecnológicos para potenciar la innovación en la región

Parte de los objetivos de esta actividad, además de entregar mayor información sobre el aporte monetario a los contratos tecnológicos, fue motivar la incursión en el ámbito de la innovación y la diversificación económica de la región.  

27.06.2018

El Centro Interdisciplinario de Ingeniería (CII) de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, en conjunto con InnovaChile CORFO, Ingeniería 2030, emprendedores regionales, empresarios y estudiantes de diversas casas de estudios, participaron de la conferencia “Financiamiento de contratos tecnológicos para la innovación”, realizada por CORFO, actividad que buscó de motivar a nuevos interesados a ser partícipes en la innovación regional y nacional.

La necesidad de CORFO de diversificar la economía nacional, sumado a los grandes obstáculos a los que se ven enfrentados los emprendedores e innovadores, fueron los principales motivos para que durante el 2015 surgiera este instrumento de ayuda a los proyectos que logren incrementar la productividad, enriquecer los procesos y desarrollar nuevos y mejorados productos, razón principal por la cual se ha involucrado el CII.

Este impulso de CORFO a los contratos tecnológicos permite que una empresa que no tiene una capacidad instalada de generar algún tipo de investigación y desarrollo pueda contratar a otra empresa, universidad o centro de investigación que sí tenga posibilidades de realizar dicha tarea.

Constará de un fondo económico de 200 millones de pesos a proyectos I+D+ i (investigación, desarrollo e innovación), sumado al cofinanciamiento desde la empresa responsable, y pueden postular empresas y proyectos que deben ir sí o sí al mercado. “Estamos seguros de que este nuevo impulso que está tomando CORFO con los contratos tecnológicos va a cimentar relaciones productivas en términos de innovación, que es muy relevante”, aseguró José Ceroni, decano de la Facultad de Ingeniería PUCV.

La principal motivación del trabajo conjunto entre CORFO y la PUCV “es que la economía pueda resolver sus desafíos productivos de la mano de la Universidad”, aseguró Manuel Cartes, subdirector de innovación empresarial de InnovaChile CORFO.

INNOVANDO VALPARAÍSO

Varios son los obstáculos que enfrentan los innovadores, destacando principalmente tres: el alto costo de la tasa de innovación, la falta de fondos propios y el gasto nacional en proyectos I+D. Pero eso no ha sido impedimento para que algunos se atrevan a dar el primer paso en el área del emprendimiento innovador nacional.

Un ejemplo de esto es Ian Hughes, ex alumno de Ingeniería Electrónica en la PUCV y actual CEO de Innervating Technology (Innervycs), empresa dedicada a los proyectos de I+D, y que también estuvo presente en la conferencia, contando desde la propia experiencia qué significa incursionar en el ámbito de la innovación chilena.

Comenzó exponiendo el estado actual de los proyectos I+D+i en la región, asegurando que “en Valparaíso se está dando una contingencia bien interesante, porque está tomando mucha fuerza en temas de innovación y emprendimiento como ecosistema en general, en que las universidades están asumiendo un rol más participativo que antes no tenían”.

Según su vivencia, este tipo de instancias son importantes para reunir a diferentes actores del mundo de la ingeniería, tales como estudiantes, profesores, emprendedores, miembros de pequeñas y grandes empresas, entes gubernamentales, entre otros. “Se necesita una conexión con emprendimientos y universidades mucho más dinámica. Eso es lo que da valor a la economía y a las empresas para generar ventajas competitivas, diferenciación y dinamismo en general”, aseguró.

Es por eso que la Facultad de Ingeniería PUCV, con la creación del CII, ha demostrado su interés por llevar a cabo acciones en conjunto con la industria. Este centro tiene como principal objetivo unir diferentes disciplinas, pues es fundamental para tener soluciones concretas, así como establecer vínculos que fomenten la innovación y la cocreación de conocimiento. También potenciar a los investigadores a través de mejores prácticas colaborativas, integrando metodologías que permitan obtener resultados de alto impacto para la sociedad.

Por Macarena Rojas Zavala
Dirección General de Vinculación con el Medio
Fotos: Vanessa Varas